CoinFormatException

¿Numismática? Pues aquí también se fuma de eso. Hace un tiempo encontré un espécimen de moneda de un euro austriaco con una rotación anómala entre el anverso y el reverso. Colecciono monedas, pero los errores numismáticos no son lo mío. Pese a todo, guardo éste por sus dos virtudes: es raro (bastante raro, si Google no me está ocultando información) y es imposible “enseñarlo” en Internet sin hacer un vídeo. Y con esta excusa, para todos vosotros, mi primer corto (¡sólo en Youtube!)

Las monedas tienen gran cantidad de detalles que escapan al ojo no entrenado. Si tomamos una moneda por una de sus caras y la giramos alrededor de un eje vertical, la otra cara puede aparecer al derecho o al revés. En el primer caso, hablamos de reverso medallístico, mientras que al segundo se le da el nombre de reverso numismático. Comparad un euro con alguna moneda de las antiguas pesetas que tengáis por ahí rodando, y veréis a qué me refiero.

Un reverso rotado es un error de acuñación producido por un giro no deseado de los cuños en la máquina de estampación. Estos errores (como todos los demás posibles) son cada vez menos frecuentes debido al perfeccionamiento en los procesos de fabricación y control de calidad de las monedas. Se admiten ofertas, pero me reservo el derecho a partirme la caja cuando lo considere oportuno.

Publicado por

Iván Rivera

Another instance of Homo sapiens.

4 comentarios sobre “CoinFormatException”

  1. Como primer video pase, pero se echa en falta una banda sonora de Bruckner. Y necesitas un director de fotografía que aporte un ambiente más íntimo a la acción.
    Si se ve el video sin el contexto de tu explicación parece que estás haciendo un truco de magia. Esperaba que al darle la vuelta por segunda vez el anverso de la moneda hubiese cambiado.
    Un abrazo
    Hans

  2. 😀 Pues sí… no me había dado cuenta. Por otro lado, nada más íntimo que mis dedazos en primer plano 🙂

    Un placer (o dos) tenerle por aquí, señor.

  3. Ya tenemos materia para la leyenda urbana: el tío al que le robaron la identidad pillándole las huellas digitales de un vídeo de Youtube… Como la de que te podían copiar las llaves de casa con la foto de un satélite espía, poco más o menos. Le pasó al primo ruso de un amigo de mi cuñado, en serio 😉

Los comentarios están cerrados.